Declaración de la bancada parlamentaria del PDA

DECLARACIÓN

A propósito de los recientes sucesos que han deteriorado en materia gravísima las relaciones de Colombia con Ecuador y Venezuela, la bancada del Polo Democrático Alternativo en el Congreso declara:

Son los pueblos de los tres países, y en especial el colombiano, las principales víctimas del deterioro de los intercambios económicos, sociales y culturales entre Colombia, Ecuador y Venezuela. Esta realidad es más cierta en el caso de las regiones fronterizas, donde son permanentes y por millones dichos intercambios.

Las buenas relaciones entre los países solo pueden florecer si los gobiernos respetan de manera incondicional las normas del derecho internacional. Las teorías de que “el fin justifica los medios” o “del mal menor” para violentar la legalidad nacional o internacional suscrita por Colombia, por las que tanto hemos sufrido los colombianos, son especialmente dañinas para las buenas relaciones entre los países. Y es evidente que cualquier tipo de cooperación internacional tiene que tener como fundamento el respeto del derecho soberano de cada país para acordarla.

El gobierno de Colombia tiene el derecho legal de enfrentar a las fuerzas guerrilleras que operan en el territorio nacional, pero debe hacerlo de acuerdo con la Constitución y las leyes de la república y el derecho internacional. Por tanto, el Polo Democrático Alternativo no puede respaldar la decisión del gobierno del Presidente Álvaro Uribe Vélez de invadir militarmente el territorio de la hermana República del Ecuador para atacar a las Farc, pues ello constituye una violación flagrante de la soberanía de ese país, de las normas nacionales y de los tratados internacionales.

Resulta por lo menos extraño que se le entregue a un general de la policía colombiana la representación diplomática de Colombia que por ley le corresponde al Presidente de la República o al ministro de Relaciones Exteriores.

Es muy grave para la imagen internacional de Colombia que la mencionada acción militar en el territorio ecuatoriano coloque al país como uno que viola reiteradamente las normas y los tratados internacionales. Es muy preocupante que esta última violación haya sido incluso señalada por los gobiernos de Ecuador, Venezuela, Brasil, Argentina, Chile, Italia y Costa Rica, entre otros.

Los países vecinos de Colombia también tienen que respetar las normas del derecho internacional y, entre ellas, las que señalan la necesidad del respeto mutuo entre los gobiernos, a pesar de sus diferencias, y el no tomar decisiones que afecten negativamente la vida de los pueblos. En consecuencia, no compartimos que el gobierno de Venezuela utilice un lenguaje impropio de la diplomacia para referirse al Presidente de Colombia, entrabe las relaciones económicas entre los dos países e intervenga en el conflicto armado colombiano.

El escalamiento de la confrontación bélica interna de Colombia, con sus cada vez más graves consecuencias en las relaciones con los países vecinos, exige insistir en la urgente necesidad de solucionar el conflicto armado interno, solución que deberá obtenerse por medios políticos. Es de especial importancia que los últimos sucesos no impidan la liberación inmediata de los secuestrados ni el logro de un acuerdo humanitario.

Caben unos interrogantes: ¿El gobierno de Colombia le ha dicho toda la verdad al país sobre la operación militar en Ecuador? ¿Colaboró Estados Unidos en ese operativo?

Instamos al gobierno de Colombia, e invitamos a los de Venezuela y Ecuador, a esforzarse por la pronta superación del grave deterioro de las relaciones entre ellos, problema que no podrá resolverse sin el compromiso de cada una de las partes de respetar sin condiciones las normas internacionales. Es necesario no utilizar las organizaciones internacionales como escenario para agravar las actuales contradicciones.

Reiteramos que son los pueblos los que sufren las peores consecuencias del daño en las relaciones entre los gobiernos.

Bogotá, 4 de marzo de 2008.

Anuncios

Declaración Nacional del Polo Democrático Alternativo

Finalizó la reunión de la Dirección Nacional

dirnal-10-3.jpg

Polo Democrático Alternativo
Domingo 2 de marzo de 2008

La Dirección Nacional del Polo Democrático Alternativo, reunida en Bogotá del 29 de febrero al 2 de marzo de 2008, reafirma la oposición a la política del gobierno de Álvaro Uribe Vélez y al régimen del estado comunitario; insiste en su rechazo al TLC con Estados Unidos y a la aprobación de la Fase II del Plan Colombia y ratifica la defensa de nuestra nación ante cualquier imposición foránea o intento de recolonización sobre ella. El actual gobierno ha entregado el patrimonio público y la riqueza a los grandes grupos económicos del país y del exterior, ha llevado a la ruina y a la estrechez a la industria, la agricultura y el trabajo nacionales y aplica una regresiva política contra las conquistas laborales.

El Polo se opone a la lucha armada como mecanismo para resolver las contradicciones políticas y sociales y condena el secuestro, los crímenes de guerra y de lesa humanidad, el terrorismo y toda suerte de actos contra la dignidad de las personas y sus derechos y bienes, sean estos cometidos por las FARC, el ELN, las AUC o por agentes del Estado. El Polo reconoce la existencia en Colombia de un conflicto armado que debe ser resuelto por la vía política. Reclama para las víctimas verdad, justicia, reparación, compromiso de no repetición y demanda atención para la población desplazada o exiliada por razones del conflicto interno. Además, expresa su respaldo a las críticas justas y fundamentadas, incluidas las de importantes organismos, nacionales e internacionales, a la ley de Justicia y Paz.

El conflicto armado que pervive en Colombia afecta las relaciones, la estabilidad y la convivencia con los países hermanos por lo que en distintas fuerzas políticas y gobiernos del continente se afianza la conciencia de contribuir afirmativamente a su solución pacífica. Esta solo puede darse entre colombianos y colombianas, en plena soberanía, sin intervención militar ni política externa de ninguna naturaleza, con total capacidad de autodeterminación del país, pero no excluye la mediación, favorecimiento y apoyo de Estados hermanos y de la Comunidad internacional a los procesos de búsqueda de la paz. Pedimos la libertad inmediata de todos los secuestrados y un acuerdo humanitario. El Polo propone una política de desarrollo económico que fortalezca la producción interna, erradique el desempleo y el subempleo en el que se desempeña el 60% de la fuerza laboral y la pobreza en la que está sumida la mitad de la población. Luchamos por restablecer y ampliar los derechos de los trabajadores, y alcanzar la plena vigencia de las libertades sindicales.

El Polo denuncia y rechaza la inicua desigualdad imperante en nuestro país y llama a los colombianos y colombianas a luchar activamente contra las políticas que la generan. En particular contra los crecientes impuestos al consumo, la reducción de las transferencias para salud, educación, saneamiento básico y la ofensiva hacia la privatización del Sena, la destrucción del Seguro Social y de la Red Pública Hospitalaria.

La crisis financiera internacional y los problemas políticos y económicos con Venezuela acrecienta las dificultades de amplios sectores nacionales, los que este gobierno trata de resolver con más pobreza para el pueblo. El Polo pide la normalización de las relaciones y la regularización del intercambio comercial entre los países hermanos.

Para mantener la antidemocracia económica, este régimen aplica graves restricciones al pleno ejercicio de las libertades civiles y una notable disminución de las prestaciones sociales y la libertad sindical. Al amparo de la “seguridad democrática” se han cometido toda clase de atropellos; la tendencia permanente del gobierno uribista es hacia la represión de las protestas públicas y pacíficas del pueblo; se continua con la práctica de las detenciones masivas y las denominadas “ejecuciones extrajudiciales” por estructuras de la fuerza pública que suman cerca de mil casos en este quinquenio. En dos años y medio de vigencia de la ley 975 de justicia y paz, de los 3.200 jefes y mandos medios del paramilitarismo solo han sido detenidos 59 y solo uno ha sido llamado a juicio. Los grandes capos no han entregado tierras, bienes o dinero para la reparación de las víctimas. El paramilitarismo ha reaparecido bajo nuevas siglas y con amplia laxitud por parte de las autoridades.

El Polo apoya a la Corte Suprema de Justicia ante los ataques que ha recibido del gobierno nacional y demanda del Fiscal General de la Nación eficacia, prontitud e imparcialidad en sus decisiones. El Polo llama a los amantes de la libertad y la democracia a formar un gran haz de voluntades por la defensa de las garantías ciudadanas y de todos los derechos fundamentales amparados por el Estado Social de Derecho. Por ello no vacila en condenara el designio antidemocrático de imponer un tercer período presidencial, pues para el Polo es muy claro que si el proyecto de Uribe se prolonga, con sus perniciosas políticas centrales de “seguridad democrática” y “libre comercio”, Colombia no podrá ser la patria autónoma y próspera que anhelamos.

Para dar al traste con la tiranía necesitamos ampliar y consolidar la gran unidad interna que el Polo ha reafirmado en esta exitosa reunión de su Dirección Nacional y, a la vez, unir esfuerzos con otras organizaciones y personalidades políticas y sociales que compartan nuestros objetivos supremos de Soberanía y Democracia para Colombia y sus ciudadanos. La Dirección Nacional del Polo convoca a sus militantes y dirigentes a no escatimar esfuerzos para fortalecer la unidad del partido, mediante el más consecuente respaldo a los organismos de dirección en todos los niveles y a los fundamentos que han propiciado la unidad de la izquierda democrática en Colombia, es decir, los estatutos del Polo y su programa consignado en el Ideario de Unidad.

Los abajo firmantes expresamos nuestro apoyo a que el Polo Democrático Alternativo busque la concreción de un Gran Acuerdo Nacional contra la Guerra y el Secuestro y por la Paz y el Acuerdo Humanitario, con la condición que se señale explícitamente que ese acuerdo no puede incluir a Álvaro Uribe, por ser el jefe de un régimen guerrerista y estar comprometido con la parapolítica y el paramilitarismo.

Bogotá, marzo 2 de 2000

Firman los asistentes en la reunión de la Dirección Nacional del Polo Democrático Alternativo, reunida en Bogota entre el 29 de febrero y el 2 de marzo de 2008.

dirul-11.jpg

 

Declaración del PDA sobre la crisis regional

Polo Democrático Alternativo
Domingo 2 de marzo de 2008

La Dirección Nacional de PDA reunida en la ciudad de Bogotá el 29 de Febrero, 1 y 2 de Marzo y ante los acontecimientos que agudizan la crisis de las relaciones del Estado Colombiano con las hermanas repúblicas de Ecuador y Venezuela¨.
1. Expresa su profunda preocupación por el desbordamiento del conflicto armado interno que amenaza con el rompimiento de las relaciones del Estado Colombiano con los gobiernos de Venezuela y Ecuador, y pone en riesgo la convivencia pacífica en la región. En este sentido, nos preocupa la expansión del conflicto a los países vecinos y el creciente intervencionismo Norteamericano, factores que afectan la soberanía y la democracia en el nivel regional.
2. La Política de ¨Seguridad Democrática¨ y la forma como el Estado ha enfrentado la lucha contra las diferentes expresiones de violencia es transgresora al derecho internacional público, humanitario y de los derechos humanos. Rechazamos cualquier actuación de extraterritorialidad de las Fuerzas Armadas Colombianas que constituyan violaciones de la soberanía nacional en los países vecinos. De la misma manera demandamos de los grupos insurgentes (FARC y ELN) y paramilitares el respeto por la autonomía territorial de los Estados fronterizos.
3. Llamamos a fortalecer los lazos de amistad y cooperación entre nuestros pueblos y países, y a la normalización de las relaciones diplomáticas, económicas y culturales en el marco de la convivencia pacifica.
4. Reafirmamos la necesidad de persistir en la pronta concreción del acuerdo humanitario, la liberación de los secuestrados y la solución política negociada del conflicto armado colombiano y deseamos que los acontecimientos recientes no afecten las iniciativas que en este sentido se vienen realizando. Con este propósito respaldamos los esfuerzos que gobiernos amigos y la comunidad internacional adelantan en procura de la paz.
5. El PDA ha decidido realizar gestiones y acciones concretas con gobiernos, partidos políticos y movimientos sociales en procura de garantizar la superación de este ambiente bélico y consolidar así los lazos de hermandad y convivencia democrática que han marcado la histórica relación entre nuestros pueblos.
Bogotá, 2 de marzo de 2008

Primera Asamblea Nacional – PDA Suecia

1a Asamblea Nacional
POLO DEMOCRÁTICO ALTERNATIVO, PDA – SUECIA.
DECLARACIÓN PÚBLICA

Los colombianos residentes en Suecia, comprometidos con la construcción de la paz y la democracia en Colombia, nos hemos reunido en Estocolmo en el primer evento nacional con el fin de formalizar la creación y establecimiento del Polo Democrático Alternativo Capítulo Suecia.

En esta Primera Asamblea, siguiendo los principios e ideario del PDA plasmados en el Ideario de Unidad y en los Estatutos, ratificamos nuestro compromiso de aportar en todos los campos de lucha política y social, para que el PDA se consolide como una nueva fuerza política en Colombia, con miras a construir una nación democrática, en paz y con justicia social.

En la Asamblea participamos personas provenientes de las distintas regiones de Suecia y el evento estuvo marcado por un espíritu unitario, democrático y constructivo. El PDA sale fortalecido de esta reunión, dotado de una estructura organizativa y con tareas para su consolidación entre los colombianos que viven en este país escandinavo.

La Mesa de Coordinación del PDA-Suecia quedó conformada por once (11) delegados elegidos así:

– Región Estocolmo: Cuatro (4) Delegados.
– Región Västra Götaland: Dos (2) Delegados.
– Región Skåne: Dos (2) Delegados.
– Región Uppland/Glävleborg: Un (1) Delegado.
– Región Småland: Un (1) Delegado.
– Región Norrland: Un (1) Delegado.

La Asamblea eligió a tres (3) miembros de la Mesa de Coordinación PDA-Suecia, como sus Representantes y Voceros ante las autoridades y organizaciones suecas, ante el Ejecutivo Nacional del PDA en Colombia y ante el PDA Europa, los nombres de los Delegados Nacionales Oficiales son:

1) Víctor Wilches

2) Imelda Daza Cotes

Nota: El nombre de la otra persona que fue elegida como Delegada Nacional por la Asamblea, se dará a conocer públicamente en el momento en que Ella acepte la Representación y Vocería.

Los miembros de la mesa elegida desarrollarán su mandato y responsabilidades hasta la Segunda Asamblea Nacional del PDA a realizarse en Suecia, entre los meses de octubre y noviembre del año 2008.

Primera Asamblea Nacional Polo Democrático Alternativo Capítulo Suecia.

Mesa de Coordinación PDA-Suecia.

Noviembre 17, 2007, Estocolmo, Suecia.